Tener un perro alarga el tiempo de vida

Cuando las personas que viven solas tienen un perro, su riego de muerte disminuye en un 33% y en un 36% cuando tienen problemas cardiovasculares. Además, los ataques cardiacos también decrecen en un 11%, esto según un estudio que se realizó en Suecia a más de 3.4 millones de personas entre 40 y 80 años.

La investigación también observó los beneficios en gente que tenía perros y vivían con más personas en casa. Entre ellos, el riesgo de muerte disminuyó en un 11% y por problemas cardiovasculares se redujo en un 15% en relación con los descensos habituales.

Lo sorprendente del estudio

– El factor perro representó protección para las personas que viven solas.

– Propietarios de razas de caza como terriers, retrievers y sabuesos estaban más protegidos de padecer enfermedades cardiovasculares y de morir antes.

– Los humanos que viven solos disminuyen más el riesgo de muerte porque tienen más actividad física, pues sólo es una persona la que debe hacerse cargo de la mascota, incluyendo los paseos.

– Los perros incrementan el bienestar social y el desarrollo del sistema inmune, pues estos animales llevan tierra a casa y lamen a los dueños, lo que estimula una mayor protección de este sistema.

– Estas mascotas reducirán los niveles de estrés de las personas. 

Los vacíos del estudio

1. No se explica por qué razas específicas parecen ofrecer más protección. Piensan que es porque algunos perros son más activos que otros.

2. El estudio sólo se realizó en Suecia, un lugar frío donde la mayoría de los perros están dentro de casa y los dueños se ven obligados a sacarlos a pasear.

3. No se tomó en cuenta la personalidad, salud y actividad física en general de los propietarios.

4. El estudio excluyó a pacientes con enfermedades cardiacas en general.

Esta entrada fue publicada en Noticias, Regionales. Guarda el enlace permanente.